Uvas

Las tres variedades de uvas incluidas en el champán original son la Chardonnay, Pinot Noir y Pinot Meunier.

La efervescencia briosa y ligera de los Armand de Brignac cuvées proviene de nuestras cepas Chardonnay, mientras que la uva Pinot Noir es fuerte y persistente al paladar. Finalmente, la Pinot Meunier añade un toque de redondez y afrutado a los cuvées de nuestra gama.

Para el Armand de Brignac las uvas son seleccionadas a partir de los mejores viñedos de La Marne, incluidas las villas del Grand Cru , como Cramant, Avize, Oger y Choilly, y las del Premier Cru, como Ludes, Rilly-la-Montagne, Villers Allerand, Taissy, Villers Marmery y Mareuil-sur-Ay.

Vendimia y Prensado

Al igual que el champán es conocido por ser un vino de celebración, la vendimia supone también un evento de alegría en los viñedos.

Es entonces cuando las uvas están listas para ser transformadas en vino. Podría decirse incluso que parte del jolgorio de la vendimia se transmite a través de las 250 millones de burbujas de cada botella del Armand de Brignac.

La vendimia suele realizarse durante dos semanas del mes de septiembre, aunque la climatología puede modificar las fechas. Por ley, todas la uvas de Champagne deben ser recogidas a mano. Durante esas dos semanas los viñedos están llenos de trabajadores, incluidos nuestros familiares, que se unen al resto del personal en los campos. Durante la celebración de la vendimia, todos sacan tiempo para disfrutar de los vinos de reserva del chateau y disfrutar de las comidas del campo. Estas tradiciones datan de siglos atrás, cuando los oficiales del rey Luis XVI atendían y cuidaban estos viñedos y la realeza degustaba los mejores vinos de cada chateau.

Aunque actualmente muchos de los fabricantes de champán emplean prensas de alto volumen y grado industrial, nosotros utilizamos la Coquart para el Armand de Brignac. Así, se garantiza que de las uvas cuidadosamente seleccionadas se extraiga una cosecha de alta calidad; cada una de las botellas contiene una pequeña porción del primer prensado de las uvas. A fin de ganarse la reputación de prestige cuvée, el Armand de Brignac es fabricado a partir del vino más rico y exquisito de cada vendimia. Esto hace que el champán se haga más complejo y fino a medida que envejece.

Mezclado y Maduración

Una vez prensadas las uvas, los enólogos de nuestro chateau (padre e hijo) crean las mezclas exclusivas, representando la inigualable calidad e individualidad del Armand de Brignac.

Para cada embotellado se mezclan tres añadas diferentes procedentes de cosechas excelentes, y así constituir el cuvée final. El arte del mezclado de variedades y añadas del champán es la parte más importante y permite a nuestros vinicultores preservar el carácter de la casa año tras año.

Una vez que nuestros enólogos han logrado la fórmula perfecta, un artesano embotella el Armand de Brignac empleando un aparato tradicional. Aunque este es un proceso laborioso que limita nuestra producción, permite que nuestros expertos artesanos garanticen que cada botella de Armand de Brignac alcance los más altos estándares de calidad y artesanía.

Una vez embotellado y sellado el champán, las botellas se almacenan en una sección especial de las bodegas donde las condiciones son ideales para la maduración de estas mezclas. Al descender más de 119 escalones (aprox. 30 metros), estas bodegas se encuentran entre las más profundas de Champagne y mantienen una temperatura fría y constante, propicia para el proceso de maduración lento y natural, necesario para crear el carácter extraordinario y fino del Armand de Brignac.

Removido y Degüelle

Una vez envejecidas durante cuatro o cinco años en las bodegas calizas, las botellas se colocan en soportes de madera tradicionales para realizar el remuage, el proceso centenario de removido.

Durante el removido, todos los días se gira ligera y manualmente cada recipiente a fin de despojar el poso que se fija en los cuellos de las botellas. Es necesario realizar este proceso de removido gradual durante todo un mes para completar y purificar perfectamente el vino sin alterar su proceso de maduración natural. Muchas casas de champán utilizan actualmente dispositivos mecanizados, aunque nosotros continuamos realizando todo el proceso manualmente a fin de mantener la tradición. Tras estos 30 días, se vuelven a expulsar manualmente los sedimentos. Es la etapa de dégorgement o degüelle.

Dosificación

Después del degüelle, se añade un liqueur de dosage al Armand de Brignac a través de una fórmula familiar celosamente protegida.

Creada a partir de una mezcla con los mejores vinos tranquilos de otras cosechas y madurados durante todo un año en barricas de roble de Burgundy y Champagne, la dosage o dosificación añade ligeros matices al champán que nuestro vinicultor denomina “toque de alma”. Este es un paso especialmente importante para mantener el carácter único del Armand de Brignac: ningún otro vino abarca esta combinación de añadas meticulosamente seleccionadas de nuestro terroir privado, ni ningún otro champán madura su dosificación (a excepción del cuvée base) en roble.

Acabado

Como parte de nuestro proceso de acabado, las botellas son encorchadas y selladas a medida que nuestros artesanos realizan el proceso de embotellamiento.

Las vistosas y delicadas botellas de Armand de Brignac deben ser tratadas con cuidado y a mano debido a la forma y recubrimiento especial de la botella. Una vez añadido el corcho y el hilo de la botella, se asegura una cápsula negra grabada con el emblema del Armand de Brignac. Durante la última fase de producción, se aplican cuatro pegatinas de estaño a la botella y se pulen manualmente, lo cual hace única a cada botella y supone una obra de arte particular. Al colocar una botella al lado de la otra, se pueden observar sutiles diferencias en finos detalles del estaño y en el tono y la textura del metal golpeado. Un matiz que se mantiene en todas las botellas del Armand de Brignac es la textura cremosa y compleja del champán interior.